Seguidores

24 sept. 2011

La radiación, esa amiga de la salud (II)

Hace ya tiempo desde que publiqué la primera parte, quizás algunos pensarais que lo había abandonado (otros lo habreis olvidado), pero no era así. Sigo donde lo dejé, con algunas de las barbaridades que se hicieron a principios del siglo XX, principalmente a partir de los descubrimientos de Marie Curie. Espero que hayais superado el trauma de los condones o los supositorios radiactivos porque seguimos con barbaridades iguales o superiores.

Pero antes un paso atrás. Vamos a repasar lo que respetados doctores publicaron a principios del siglo XX. En realidad según parece todo está relacionado con el manantial de Hot Springs en Arkansas (USA), uno de los primeros balnearios. En 1903 se descubrió una pequeña cantidad de radiactividad en el agua del manantial, seguramente absorbida del gas radón presente en el subsuelo. En cualquier caso, automáticamente se asociaron todas las propiedades beneficiosas del agua del manantial a la radiactividad, y algunas otras "de propina". Así, podemos leer al doctor C.G. Davis en el American Journal of Medicine afirmando que "La radiactividad previene la locura, aumenta las emociones nobles, retrasa el envejecimiento y proporciona una vida espléndida, placentera y juvenil".

O al profesor Bertram Boltwood de la universidad de Yale dando la explicación científica a esas supestas propiedades: "La radiactividad trasnporta energía electrica al interior del cuerpo y expone a los fluidos, protoplasma y a los núcleos de las células a un bombardeo inmediato mediante explosiones de los átomos electricos, estimulando la actividad celular, activando los órganos secretores y excretores haciendo que el sistema elimine los productos sobrantes, por lo que es un agente para la destrucción de las bacterias". Ahi queda eso. Y es que hay que tener cuidado cuando todos se quieren subir al carro de la modernidad.


Pan con radio

Tras el chocolate de la entrega anterior, nuevo alimento radioactivo elaborado en europa, más concretamente en la actual república checa. Al parecer la cantidad que tenía el pan era prácticamente inocua ya que no se introducía radio en el pan sino que el agua utilizada para elaborarlo era radioactiva, pero en cualquier caso era un alimento elaborado con sustancias radiactivas.

Por cierto que el dibujo del envoltorio es también muy bueno.


Revigator y otras jarras para añadir radiactividad al agua


Como acabamos de leer, se creía que la radiactividad era vigorizante y curaba todo tipo de molestias, malaria, neuralgias, diarreas, problemas cutáneos, .Vamos, poco menos que milagrosa. El problema era que el radón (afortunadamente) pierde sus propiedades radioactivas con relativa rapidez (Cada 3,82 días cae a la mitad de su actividad inicial, frente a los 4510 millones de años del uranio-238), además de al ser gaseoso disiparse con facilidad.

Llegaron entonces a la conclusión que lo mejor era añadir con radio puro la radiactividad al agua (el radio cae a la mitad en 1680 años) , usando unos contenedores radiactivos, el más famoso de los cuales era el "Revigator". Surgieron tantas jarras distintas que la agencia americana del medicamento (AMA) tuvo que poner fin al abuso: sólo las jarras capaces de generar un número determinado de microcurios (2) de radón por litro de agua cada 24 horas recibían el sello del AMA. El resto, no era suficientemente bueno para la salud. Éso sí es preocuparse por la salud del ciudadano, sí señor.

Aplicador ocular Degnen

Estas gafas tan llamativas estaban recomendadas para cualquier problema de visión que nos podamos imaginar. Por supuesto, supuestamente prevenía o reducía la miopía, hipermetropía, presbiopía y todas las "-opías" que se nos ocurran. Y ya puestos, dolores de cabeza también.

Se recomendaba sentarse y llevarlas unos 10 minutitos con los ojos cerrados, un par de veces al día. Había tres modelos con distinta intensidad de radiación.

Compresas radiactivas Radiumchema

Estas compresas de los años 30 se fabricaban en Checoslovaquia y se entregaban con un certificado nada más y nada menos que de los laboratorios Curie de parís garantizando la pureza y actividad del radio que contenían. A continuación un impagable documento: la foto de los lugares de aplicación recomendados y la lista de dolencias que curan. Está en alemán pero se ve que incluye neuritis, neuralgias, reumatismo, artritis, tortícolis, migraña... Vamos, que daban ganas de forrarse con esto en plan momia.


Medicina homeopática con uranio

Todos sabemos que la homeopatía siempre va un paso más allá que la medicina, y que todo lo natural es bueno. En realidad el mineral de uranio no es por si solo radiactivo así que no es mucho peor que tomarse carbón o zinc, pero vamos que curativo muy curativo no pondría yo la mano en el fuego que es. Aunque la lista de dolencias para las que se recomendaba era muy extensa.

Se siguen vendiendo remedios homeopáticos con uranio. Y me sigue pareciendo increible.




En el enlace que pongo más abajo hay más, bastante más. Sales de baño con radio, cremas, píldoras, ... Como curiosidad, se llegó a vender "Uranium Ice Cream", pero no llevaba uranio, era simplemente que lo atómico era tan popular que decidieron ponerle ese nombre.

Ya para terminar (ya toca, lo sé), no dejeis de ver el fabuloso video elaborado en los 50 por el tío SAM con indicaciones sobre qué hacer si ha caido una bomba atómica en la casa del vecino (si no quereis ver los 9 minutos enteros, lo mejor a partir del minuto 3:30). Magníficos consejos, desde luego. Algunas perlas (genial la teatralización con el niño que bañan para quitarle la radiación después de estar jugando a la pelota cerca de donde explotó la bomba):
  • La bomba atómica no te cegará más que unos pocos minutos si miras directamente a la explosión, algo más si lo haces de noche.
  • La probabilidad de que en caso de verte sometido a la radiación de la explosión veas afectada a tu capacidad de tener hijos, o que afecte a los hijos que puedas tener, SON INFERIORES A UNA ENTRE UN MILLON
  • La radiación no hará inhabitable un lugar. Bueno, puede que temporalmente.
  • Con una protección de una lámina de acero de 1 pie de grosor estás protegido incluso muy cerca del centro de la explosión. 
  • Una hora después de la explosión ya se ha ido casi toda la radiación, se la lleva el aire.
Fuente:
http://www.orau.org/ptp/collection/quackcures/quackcures.htm

25 comentarios:

  1. No me he olvidado del ultimo, además me lo enlazaste hace poco jaja
    ¿Sabes que la aspirina es el medicamento que mata más gente?
    Lo natural vende y en eso estoy contigo, la cicuta y la setas
    matan
    Crees que algún día se demostrará que las antenas de móvil provocan cáncer y malformaciones? por si acaso lo mejor es ser cautos.
    y los lcaseimunitas o como se llamen, nos harán un agujero en el estomago?
    Uff que estrés .. lo de la radiación para dar de comer aparte.
    jajaja hasta pan radiactivo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vamos que dices que los teléfonos móviles hacen daño pero bien que usas uno; en la actualidad son tan necesarios

      Eliminar
    2. Muy buenas, Anónimo. Hay tantas cosas que sabemos que pueden ser malas, como el coche, y cuyos beneficios son innegables. Renunciar al móvil es posible como lo es renunciar al ordenador, pero implica renunciar a importantes avances tecnológicos que nos hacen la vida más fácil. Eso no implica que si efectivamente la radiación que emiten puede llegar a ser perjudicial no haya que buscar alternativas, más bien lo contrario: habría que informar y trabajar en tecnologías más "sanas".

      El caso es que estos dos posts sobre la radiación tenían un tercero que no he podido escribir (tengo el blog algo dormido) sobre cómo la radiación bien entendida y controlada es realmente beneficiosa, principalmente en medicina.

      Eliminar
  2. Nooo, natsnoC, cómo olvidar esa primera parte. Y lo mismo te digo de esta segunda. Ya, ya lo sé, cuidado con las moscas...

    ResponderEliminar
  3. No conocía la primera entrega, el título lo has elegido muy bien, lo mejor el tanga, todavía estoy dándole vueltas a cómo su aplicación genital puede curar migrañas x-)

    ResponderEliminar
  4. Me ha pasado como en el anterior artículo, me he quedado anonadado. Me imagino que en aquellos años se vendería hasta agua embotellada con cianuro.

    ResponderEliminar
  5. Vamos a ver..... pero todo esto es un poco raro no? A ver si el propoleo tambien tiene radiactividad... Me ha impresionado la verdad.

    ResponderEliminar
  6. Joder! en vez de curar eso te tenía que empeorar el estado. Y lo de los lentes...Pa quedarse ciego de golpe.
    Como dice un comentarista, ya veremos dentro de 60 años a donde nos han llevado las ondas de microondas de la telefonía.
    Saludo2

    ResponderEliminar
  7. Hola, Blog A, la aspirina como anticoagulante es muy peligroso. Pero si mata es porque la gente recurre a ella ante cualquier cosa.

    Ya hay estudios que demuestran que el móvil puede causar cáncer, pero no es una cuestión de las antenas sino de la energía que emiten los aparatos y absorbe el cuerpo. Esa energía se transforma en calor y eso provoca todo lo demás.

    Hay estudios para todo, incluso uno del año pasado que demostraba que el sexo oral era una causa probable del cáncer de faringe.

    Y hay uno muy curioso sobre la homersis radiactiva que tal vez incluya en una tercera entrega.

    ResponderEliminar
  8. Jeje, Clementine, me encantan tus comentarios. Me alegro de que te haya gustado.

    A-B-C, personalmente creo que la primera entrega es más impactante ya que seleccioné lo que más me llamó la atención, incluyendo aquellos aparatos cuyos trágicos efectos fueron demostrados. Había una obsesión con el vigor sexual. ¿Has visto que video más genial?

    Cahiers, la FDA y otros organismos de control nacieron a consecuencia de los desmanes de aquellos años.

    ResponderEliminar
  9. JLina, espero que el propóleo ese no tenga nada raro, pero eso de que lo homeopático se salte los controles sanitarios me da pánico. Un medicamento debe pasar ensayos en animales, luego ensayos clínicos y sólo tras varios años de seguimiento se puede aprobar. Debe además haber evidencia de las indicaciones para las que se recomienda. Un jarabe con extracto de cardo de la sierra y hierbas del jardín de mi casa sólo pasa controles alimentarios, pero en la caja puede poner lo bueno que es para el reumatismo y la diarrea.

    Hola, Lorenzo, sé muy bienvenido. Me imaginaba que te atraería esta entrada. Como le digo a A-B-C, la primera es más sorprendente si cabe. En realidad, y a diferencia de los de la entrada anterior, salvo las jarras ninguno de los "inventos" de esta entrada son excesivamente nocivos ya que la actividad que contenían era baja, pero buenos no eran.

    ResponderEliminar
  10. Por cierto, Montse, me encantan tus comentarios a altas horas de la madrugada. ¿Haces ronda de blogs al volver de fiesta o es que madrugas para aprovechar el día?

    ResponderEliminar
  11. Yo también recuerdo la primera entrega, y al ver hoy la nueva referencia, no dejo de pensar en El Dormilón, de Woody Alle, donde se mofa de las modas científicas, sus dogmas inquebrantables, sus idas y venidas...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Hola, Tirador, qué alegría verte de vuelta. De Woody Allen he visto casi todas, pero justo la del Dormilón no.

    La idea era hacer una entrega pero en cuanto rascas encuentras tantas cosas que ya estoy pensando en la tercera.

    ResponderEliminar
  13. y nunca hicieron una prueba o examen clínico sobre los males que supuestamente curaban; simplemente juntaron unas cuantas palabras técnicamente novedosas a una lista de enfermedades que preocupaba a la mayoría de personas y con el visto bueno de sanidad ya estaba listo para su venta al mercado. las cosas que hace la ignorancia y la falta de ética de algunos para conseguir dinero fácil a costa de la preocupación de la gente por su salud. un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Me ha hecho gracia el término homeopatia asociado a radiación, ellos siempre tan naturistas...

    Besos radioactivos

    Pd: vettel, champion!! Oe oe ;)

    ResponderEliminar
  15. Hola, DRACO, no voy a ser yo quien me ponga a defender los escrúpulos de los vendedores de humo, pero en este caso hablamos más de ignorancia que de mala intención. Fíjate que la agencia del medicamento se preocupó más de los estafadores que vendían jarras que no irradiaban nada que de las verdaderamente peligrosas. Y si miras el post anterior verás que muchos de los pioneros cayeron víctimas de su propia euforia.

    No, aquí la culpa fue de la ligereza de la comunidad científica y médica al abrazar algo totalmente desconocido.

    Hola, atis, ¡otra que vuelve!. Me alegra leerte. El problema de la homeopatía es, como he dicho antes, que no está regulado y aunque hay cosas muy buenas otras son pura charlatanería, alguna muy peligrosa como lo de que las vacunas no sirven para nada.

    Vettel campeón en 15 días. El campeón más irreprochable de la historia. Enhorabuena. Ya sabes que yo me rendí a ka evidencia Vettel-Red Bull a la 3ª o 4ª carrera, así que hace mucho que lo acepté.

    ResponderEliminar
  16. Te voy contar un secreto, casi todos los comentarios de los viernes y sábados noche,son bajo los efectos de una cervezas o un Ribera del duero y antes de ir a la cama me hago la ronda. jajjaja

    ResponderEliminar
  17. Vengo de leer la parte I y continuar con este post ¡¡¡por dios!!! lo que nos estaremos metiendo ahora en el cuerpo sin tener ni idea...quita quita!!! mejor no lo pienso.
    besos

    ResponderEliminar
  18. es muy interesante tu blog, acabo de conocerlo y me quedarè por estos caminos para leer tus proximas entregas...

    Te invito que pases por el mio

    un fuerte saludo

    fus

    ResponderEliminar
  19. Eh eh, me meto en medio sacando mis conocimientos de medicina. El ácido acetilsalicílico es el mejor analgésico y antiinflamatoria en la actualidad. Su uso es ideal en álgias de distintos grados. Sólo no es recomendable en caso de padecer úlcera de estómago o el síndrome de reye.

    Ya que por el úso abusivo que se está haciendo del paracetamol están aumentando de una forma desmesurada la neo de hígado. Y también se están produciendo reacciones cruzadas por el uso en conjunto de ibuprofeno (muy de "moda" últimamente entre los pediatras)

    Como bien sabes mi perfil es independiente, por lo que aunque no estén las gatas, porque nos han desahuciado del tejado, yo sigo por el cibermundo, pero sin blog.

    En 15 días espero tus felicitaciones, ante la supremasía de Vettel al celebrar su bicampeonato.

    Besos y eso

    ResponderEliminar
  20. Por cierto, quién ha vuelto?

    ResponderEliminar
  21. Sory, seguramente las barbaridades actuales serán de otro tipo, ya que se pusieron bastantes mecanismos para no repetir las mismas. O tal vez no. No sé si tengo ganas de saberlo. ¿Os acordais de los termómetros de mercurio? Yo jugaba con el mercurio cuando se rompían.

    Hola, fus, muchas gracias por la visita, por comentar y por seguirme. No dudes que me pasaré a ver tu blog.

    Hola de nuevo, atis, gracias por la información. ¿Qué opinas de los remedios homeopáticos y los anti-vacunas?

    Si preguntas por las gatas, eres la primera que se ha acercado desde el verano, pero hay otros que se cogieron un respiro y ya han vuelto. En este mismo post, el Tirador Solitario.

    ResponderEliminar
  22. El sistema de vacunación es parte de la rama de medicina comunitaria o también llamada salud publica, los primeros en desarrollarla y utilizarla fueron los romanos, con Su sistema de alcantarillado, baños publicos, etc. Básicamente se basa en la prevención de la expansión de enfermedades para evitar que llegué a epidemia y posteriormente a pandemia.

    Por ello, las vacunas evitan estas epidemias mejorando los índices de mortalidad infantil y senil (en el caso de la neumococica), llegando incluso a erradicar ciertas enfermedades que de otra manera provocarian una gran mortalidad en la población, por no decir el incremento del gasto sanitario, tan de moda estos días.

    Por ello negarse a usar las vacunas es una aberración

    ResponderEliminar
  23. atis, no me ves pero me estoy quitando el sombrero. Bravo.

    ResponderEliminar

Sin tu participación se echa algo en falta. No te cortes, que no nos comemos a nadie.

Si te ha gustado, puede que te gusten: